Archivo de Artículos

Europa ¿Qué Europa queremos las personas socialistas?

 

 

Es un debate abierto sin duda. Tal vez los laboristas británicos están más avanzados en él. Los socialistas holandeses del SP lo tienen muy claro, su rechazo a la UE es frontal y en el PSF la victoria de Hamon pone sobre la mesa el asunto. Está claro que a ningún socialista –no hablo de socioliberales, felipistas y gestorianos- a ningún socialista le gusta la UE que tenemos. De hecho he escuchado críticas a la UE más duras de labios de socialdemócratas cabales que en comunistas franceses o neo-comunistas españoles, por ejemplo.

El avance de las bases socialistas hacía la recuperación del socialismo, hace precisamente que este asunto se vuelva a plantear. La clase obrera europea está agraviada, perseguida y atracada por la eurocracia y las estructuras de la UE pensadas para favorecer a las empresas, los mercados y los poderes financieros, pero no para defender o proteger los derechos de las clases trabajadoras. Todos los tratados comerciales sin excepción son instrumentos de liquidación de derechos democráticos, sociales y laborales.

Cuando el PSOE va a votar en el parlamento europeo en favor del CETA esto exige una respuesta urgente y desautorizar ya a su gestora traidora y vendida a los intereses de las grandes multinacionales. Por eso para recuperar el socialismo, la cuestión de Europa, no puede estar ausente. Dejemos claro de una vez, los socialdemócratas y socialistas europeos, no figuran entre los padres de ni del Mercado Común ni de la CEE a la que se adhieren precisamente cuando comienzan a renunciar a los valores de la izquierda y del socialismo. Por tanto hay que construir otra Europa, esta no sirve y además está entrando en decadencia. Tampoco las derechas lo empiezan a tener claro.

Los puertos en lucha. Los portuarios otra vez…

Los estibadores portuarios han convocado una huelga en todos los puertos del estado español contra la desaparición de las sociedades obreras de estiba o de organización del trabajo portuario a las que las empresas deben contratar obligatoriamente el personal especializado que carga y descarga los buques y camiones en los puertos.

Las sociedades obreras que gestionaban el trabajo y la contratación de los portuarios no pudieron ser eliminadas ni por Franco. Es cierto que el verticalismo gironista las cooptó. Pero no pudo con sociedades fundadas por la CNT en muchos casos y otros de la UGT. Los portuarios, tipos luchadores y que supieron siempre obtener jornales buenos, fueron muchos de ellos cuadros confederales. Fueron un sector simbólicamente muy importante en el movimiento obrero. Los muelles de Barcelona, Valencia, el Musel o Málaga fueron testigos de sus luchas y sus valores muy propios y mayormente libertarios. En la guerra de defensa de la República no faltaron como voluntarios iniciales en los frentes y luego abundaron entre la oficialidad republicana. Muchos asesinados y encarcelados por Franco, también militantes clandestinos en la etapa más inicial y dura. Por eso nunca le han fallado al movimiento sindical. Su especial condición laboral les llevó en el postfranquismo a adoptar expresiones sindicales autónomas en muchos casos y aunque corporativas, siempre han sido solidarios.

Fui trabajador portuario. Trabajé en los muelles de Valencia, aunque no era personal de la OTP (Organización de Trabajos Portuarios, ligada al Ministerio de Trabajo) sino de un agente de aduanas. Pero estaba con ellos en los muelles, los conozco he cargado sacos con ellos y los quiero. Sigo siendo un portuario vocacional. Por eso apoyo su lucha y sé que tienen razón.

Son unas victimas obreras más de la Unión Europea, el gobierno del PP y las políticas neoliberales, por eso deben luchar y resistir. Yo os pido a todas y todos, que apoyemos la justa lucha de las estibas portuarias. No creáis las mentiras que se contarán contra ellos y ellas. Menos todavía, las de las empresas navieras y consignatarias que los odian desde hace no menos de cien años. Los portuarios son hoy en día personal especializado de un trabajo peligroso y delicado. La forma de vencerlos es precisamente eliminar la obligatoriedad de contratarlos a ellos, introduciendo el precariado en los muelles y la ley del silencio mafiosa contra unos trabajadores y también trabajadoras ya, sindicalizados y organizados. No entraré en sus peculiaridades laborales, no es el objetivo del artículo, pero con el inestimable apoyo de una Unión Europea neoliberal y exclusivamente pro-grandes empresas y privatizadora el PP se prepara a liquidar, lo que Franco no pudo hacer.

Parece que la Unión Europea solo se ha hecho para agredir a la clase obrera y privatizar, es decir robar lo público. El caso de los puertos es un ejemplo palmario. Luego algunos inocentes o simplemente colaboracionistas, se extrañan que los obreros voten a favor del Brexit o se inclinen por la extrema derecha. La izquierda no puede seguir claudicando ante los eurócratas y los liberales, los bancos.

Los puertos nunca nos han fallado en las huelgas generales, siempre han estado los primeros y han parado al 100% luego ahora CCOO y UGT se la deben. Las navieras y consignatarias, la UE, el PP y la gran patronal quieren liquidar uno de los últimos espacios del estado español, donde el precariado no ha entrado todavía.

Con las y los portuarios. Con su causa, todas y todos ganaremos.

Carlos Martinez

Ex portuario, politólogo y del secretariado de Alternativa Socialista y SOCIALISTAS.

Consejo Científico de Attac España

Los puertos en Lucha. No a la privatización

Los estibadores portuarios han convocado una huelga en todos los puertos del estado contra la desaparición de de las sociedades obreras de estiba o de organización del trabajo portuario a las que las empresas deben contratar obligatoriamente el personal especializado que carga y descarga los buques y camiones en los puertos.

Fui trabajador portuario. Trabajé en los muelles de Valencia, aunque no era personal de la OTP sino de un agente de aduanas. Pero estaba con ellos en los muelles, los conozco y los quiero. Sigo siendo un portuario vocacional. Por eso apoyo su lucha y se que tienen razón.

Son unas victimas obreras más de la Unión Europea, el gobierno del PP y las políticas neoliberales, por eso deben luchar y resistir. Yo os pido a todas y todos los que me conocéis y confiáis en mi, a que apoyemos la justa lucha de las estibas portuarias.

Parece que la Unión Europea solo se ha hecho para joder a la clase obrera y privatizar, es decir robar lo público. El caso de los puertos es un ejemplo palmario.

Los puertos nunca nos han fallado en las huelgas generales, siempre han estado los primeros. Ahora la UE, el PP y la patronal quieren liquidar uno de los últimos espacios del estado español, donde el precariado no ha entrado todavía.

Con las y los portuarios.

La lucha popular en Granada por una sanidad pública

Es un error dejar la política en manos simplemente de “expertos” y “profesionales”. No siempre son los profesionales los que nos pueden decir que es lo mejor, sino el pueblo soberano, que conoce sus necesidades y carencias. La democracia es una conquista no otorgada, sino peleada y conseguida y ello lleva a que personas electas democráticamente dirijan aspectos de la vida pública en los que no son profesionales, sino que son mandatarios del pueblo. No es malo, es lo correcto. Para hacer política sobra con sentido común, honradez, principios e ideas y entrega.
Mucho cuidado con los ataques indiscriminados a la política, pues pueden encerrar fascismo de casta o profesión o simplemente fascismo o falangismo, como por aquí se llamaba. En el conflicto sanitario de Granada, encontramos a profesionales en ambos bandos, luego mucho cuidado. Me pregunto,que quieren las capas populares granadinas:  es sencillo, sanidad pública,de calidad, no a los recortes, ni cierres de plantas en verano y navidad, atención y buena, eficiente, educación con ellos.
La Junta de Andalucía ha fallado tras una inversión tan grande y fiarse exclusivamente de ciertos técnicos. Tampoco le ha plantado cara a los sinvergüenzas del PP que luego encima van con la pancarta en la mano, tras imponer los recortes en Madrid. Porqué en Granada el PP ha estado en las manifestaciones, con más cara que decencia.

Lo que hace falta no son payasos, son defensores convencidos de la sanidad pública y el sector público en su conjunto, por ejemplo “hablamos de las eléctricas que son privadas” O ahora eso no toca. De la reivindicación popular y política, -si política-, por una salud al servicio del ciudadano, contra las injerencias de las farmacéuticas y los seguros privados que quieren destruir la imagen de nuestra sanidad pública insisto, por la que tanto luchamos. Los seguros y las farmacéuticas quieren privatización.
Ahora efectivamente han rodado cabezas en la sanidad granadina, pero falta la del Consejero en Sevilla y el delegado provincial en Granada. Aunque también sobran los discursos anti-políticos, que no es lo mismo que contra los malos políticos o contribuir por la puerta de atrás a maniobras políticas o ¿Como se explica que el PP el máximo recortador de la sanidad y con un programa privatizador pueda ir en las manifestaciones, sin que casi nadie diga nada?
El PSOE se ha equivocado, nos ha defraudado y ahora deberá enmendar y sobre todo si quiere ser creíble. luchar contra el PP y sus recortes, pero de verdad es su obligación.

Los presupuestos generales del Estado 2017 son su prueba del 9 y si su gestora los apoya por activa o por pasiva, será otra traición. Estos presupuestos del PP de 2017 siguen con los recortes también en sanidad. Pero ¿Nadie dice nada de eso?
Por tanto es la hora de que la clase trabajadora defienda su conquista,-de ella-, y no de profesionales,-aunque muchos sanitarios son vanguardia en su defensa-, cual ha sido y es la sanidad publica. Para ello reclamo las mismas movilizaciones contra los presupuestos generales del Estado de 2017, plagados de recortes, techo de gasto, privatizaciones. Aunque llenos de esfuerzos en satisfacer los intereses de los bancos.
Carlos Martinez

Algo se mueve en la socialdemocracia europea “Caso PSF y España

 El Partido Socialista Francés es en estos días el centro de muchas miradas y no solo en Francia. Benoît Hamon venciendo a Valls ha roto en la primera vuelta de los comicios, el maleficio del constante escoramiento a la derecha de los partidos de la II Internacional, que inauguraran Felipe González y el corrupto Betino Craxi entre otros, confirmado por la tercera vía y el destructor “blairismo”.

El PSF siempre ha tenido una activa ala izquierda que procede tanto del PSU como de las figuras más a la izquierda de la SFIO (Sección Francesa de la Internacional Obrera), el antecedente del PSF. También el Laborismo británico contó con la ya mítica figura de Tony Benn y sus diputados rebeldes de la izquierda del Trabajo. Todo ese caldo de cultivo de años de resistencias oscuras, comience tal vez a ver la luz. Las clases trabajadoras y los sindicalistas europeos lo agradecerán. La operación destrucción del socialismo democrático, iniciada a derecha e “izquierda” tal vez puede de esta forma fallar. Pero para ello, será imprescindible que los personajes ligados al sistema y los grandes capitales, incrustados en esos partidos, desaparezcan por acción de sus bases y en alianza con sectores de las izquierdas socialistas y sindicalistas, fuera de ellos.

El PSF, -la SFIO-, es desde los años cincuenta un partido de cuadros, que pasó de ser el partido de la clase obrera de Francia a un partido menor que no era sino parte del puzzle de la derecha y el liberalismo para poder gobernar frenando de paso al comunismo pro-soviético a inicios de la guerra fría.  Mitterrand lo hizo renacer en su proyecto de la Izquierda Común, venciendo al neogaullismo de Giscard y con un programa de izquierda, que luego no fue capaz de hacer cumplir, derrotado por la gran patronal. El PCF (Partido Comunista Francés) parecía destinado a hacer desaparecer al socialismo galo. Pero por ahora a pesar de su gran crisis, el pronóstico no se ha cumplido. Puede que no sea el único ejemplo que veamos, el francés.

Hamon puede triunfar y resituar al PSF en la izquierda republicana francesa y el ecologismo de izquierdas. Pero Hamon ni es un candidato verde, ni de otra sensibilidad, es del PSF. No será fácil que venza las elecciones presidenciales –es muy difícil gracias a Valls y Hollande-, de hecho puede quedar eliminado en la primera vuelta. Pero, si reposiciona su partido en la izquierda, lo hará renacer. El sitio del socialismo democrático es la izquierda y buscar donde se pueda, alianzas con las otras izquierdas. Puede incluso buscar en unas elecciones parlamentarias, alianzas con Mélenchon. Porque en Francia, tras unas presidenciales, siempre suelen haber legislativas y en estas todo es posible, sobre todo si vence Le Pen.

Hablando de Le Pen, curioso que el sistema en Francia, ataque más a Hamon que a la candidata de extrema derecha. En Gran Bretaña ocurre algo similar, Corbyn también es receptor de durísimos ataques e incluso sufrió un golpe de estado del régimen británico en su contra, orquestado por el grupo parlamentario, pero que Jeremy hizo fracasar en alianza con los sindicatos, la clase obrera y los militantes jóvenes. Golpe de estado que también en España sufrió el vacilante Pedro Sánchez y que ha valido una rebelión militante. Muchas veces se oculta que en el PSOE, González perdió un congreso y dimitió. Que Borrell derroto ya al aparato felipista y luego dimitió fruto de una conspiración de PRISA y González. Por tanto las rebeliones de las bases del PSOE ni son nuevas ni siempre han fracasado.

Creo sinceramente que al sistema, al capitalismo europeo y occidental, le interesan partidos socialistas y socialdemócratas ubicados en la derecha o el centro liberal, que no fieles a sus ideas de origen e historia. Prefieren en consecuencia el avance de la extrema derecha. La operación mediática contra Corbyn y la izquierda Laborista o la producida en los EE.UU contra Sanders y el fraude de las primarías demócratas avalan esta teoría. El socialismo democrático, si es consecuente se puede convertir en un enemigo letal para las derechas neoliberales.

Si finalmente vence Hamon, Francia, Gran Bretaña e incluso Portugal pueden ser el ejemplo de una recuperación del socialismo democrático. Falta España.

Pero Benoît Hamon a diferencia de Pedro Sánchez u otros opositores al aparato gonzalista/PSOE y gestora/PSOE, tiene programa. Ha concurrido frente a Valls, no con un nombre, sino con un programa muy diferenciado, al igual que hizo Corbyn en Gran Bretaña.

Los y las votantes francesas en las primarias sabían quienes estaban a la izquierda y en la izquierda no solo por su nombre, sino por sus propuestas políticas.

Por eso si queremos recuperar el socialismo en España, habrá que decir y ya, que vamos hacer con los presupuestos generales del estado 2017 del PP y con el propio PP. Que se va a hacer contra los abusos y robos de las eléctricas a las clases populares. Que se hará ante la degradación tan bestia y autoritaria de los derechos laborales. Su posición ante la deuda o ante el derecho de una renta permanente para personas paradas. Que hacemos con una Unión Europea en crisis y desgastada que tan solo toma medidas que perjudican a la clase trabajadora, la clase obrera y privatiza obligatoriamente lo que es de todos, como son los bienes públicos. Eso y otras cuestiones, es lo que importa para vencer al régimen corrupto, introducido también el PSOE.

Los socialistas alternativos y republicanos, ya lo hemos hecho –programa y propuestas-, ahora lo deben hacer las bases del PSOE rebeladas contra la gestora. Lo deben hacer de inmediato. Lo debemos hacer entre todas en una conferencia socialista abierta.

Pero a pesar de todo, no me hago ilusiones, pues la socialdemocracia vinculada a la segunda internacional, tiene demasiadas ataduras con el sistema y demasiados miedos. Mientras se pretenda tan solo conseguir reformas dentro del sistema, el sistema les volverá a engullir. Miremos a Grecia.

Por eso mientras no se demuestre lo contrario creo que el socialismo debe estar presto a construir o conquistar la fuerza socialista que se alinee con la ignorada, empobrecida y denostada clase trabajadora.

Carlos Martínez, es co-primer secretario de Alternativa Socialista @CLI_AS y de SOCIALISTAS @U_SOCIALISTAS