Marketing sustituyendo ideas. El mercado entra en politica de cambio

Si algo es cierto, parece lo es que la antigua solidaridad entre las izquierdas en momentos históricos intensos o frentes antifascistas -ahora sería antineoliberales- se ha perdido. La cultura neoliberal ha penetrado hasta la médula a las fuerzas de progreso y cambio introduciendo la competitividad y competencia furibunda. El querer destrozar al otro y hacerse con su “nicho de mercado” osea la muerte de las ideas y el triunfo del marketing. Recuperando el discurso socialista, democrático y antineoliberal, estamos recuperando también la solidaridad.

No he de callar. Derecho a discrepar

Siempre que reflexionas en voz alta sobre Podemos y manifiestas alguna duda, disconformidad o critica, te sale un fans o un comisario político poniéndote a caldo. Muchas veces recurriendo a la descalificación e incluso al insulto. La verdad estoy harto de tanta falta de respeto por la libertad de expresión y la democracia. Yo tengo derecho a criticar a Podemos si en algo no estoy de acuerdo, o al PSOE al que critico en casi todo o a IU, CiU, el PP o a los curas.

Creo que se debiera pedir un poco de respeto. De todas formas los socialistas hemos tenido muchas persecuciones a lo largo de la historia y no siempre por parte de la derecha. Debate de ideas y propuestas, si, pero amenazas veladas o insultos o descalificaciones no. Orgulloso de ser socialista, republicano, rojo y de Alternativa Socialista.

www.cli-as.org

¿Es posible en estos momentos la unidad de la izquierda?

¿Es posible en estos momentos la unidad de las izquierdas? ¿Realmente es unidad de las izquierdas que alguien disuelva las distintas escuelas de pensamiento? ¿Garantiza un partido único la unidad, la democracia interna y la democracia?
Esta situación -partido único- no es la de la tradición del Frente Popular en la España de la II República, ni siquiera la de el Gran Polo Patriótico de Venezuela, menos la del Frente Amplio de Uruguay.
¿Tienen derecho las ciudadanas y los ciudadanos a votar según sus ideas?
¿Es democrática la existencia de varios partidos de izquierda que representen diversas formas de pensar y de hacer política? ¿Porqué a personajes como Salvador Allende u Olof Palme no se les ocurrió nunca exigir la disolución de otros partidos de izquierdas, a pesar de que los suyos eran mayoritarios? Palme además a pesar de la posición hegemónica de su partido, mantuvo excelentes relaciones con los comunistas suecos.

Claro, la unidad de acción de las izquierdas, primero se debe hacer entre partidos de izquierdas y que se reclaman de la izquierda. En segundo lugar el partido único, deja mucho que desear en la mejora de una democracia real y normalmente los ejemplos históricos precedentes son muy negativos, dictatoriales o para olvidar. En tercer lugar los modelos de más éxito social y político en estos momentos lo representan dos socialistas democráticos clásicos y veteranos, Corbyn y Sanders que si están haciendo temblar el corazón del establishment del imperio.
Como no pretendo tener razón, ni menos imponerla, me hago estas preguntas. La respuesta se la debe dar cada cual.

Solo avanzo que la democracia y el hegemonismo están reñidos en numerosas ocasiones. Que la tradición socialista siempre ha convivido, aunque haya sido conflictivamente con otros partidos de izquierdas, pero nunca en situaciones normales ha ejercido la fuerza frente a otras escuelas, ideas y partidos de la izquierda. La construcción de una pata socialista democrática, real, transformadora, de clase y ligada a la tradición obrerista, marxista y democrática de Pablo Iglesias, que desde luego, -el PSOE no encarna-, debe ser articulada por personas socialistas, orgullosas de serlo y vinculadas a las nuevas formas de entender la política, la lucha de clases y el ejercicio del poder educadas en los valores socialistas.

La aportación del socialismo democrático, será constructiva e inclusiva. Pero como a Bernie Sanders, no nos importará tener momentos de de aparente soledad o debilidad. Al final el socialismo democrático es lo único que puede voltear el sistema. Personajes como Oskar Lafontaine son de los únicos que en estos mementos tienen en su cabeza una idea clara de que hacer con Europa, con esta Europa injusta, nada democrática, antisocial y construida para el beneficio de las multinacionales, las grandes fortunas y una desigual distribución de la riqueza.

A las y los socialistas

Este escrito – desde mi libertad de expresión y opinión política-, esta dirigido tan solo a personas socialistas, socialistas democráticas y socialdemócratas consecuentes. Por tanto es un reflexión socialista y para socialistas. En este caso:

A mi sinceramente me gustaría saber si los socialistas y las socialistas que nos sentimos en la izquierda, estamos por la república y/o un cambio constitucional, apoyamos a las clases trabajadoras y populares, estamos honradamente por construir un proyecto, un PARTIDO SOCIALISTA de clase y transformador o estamos por pasarnos a Podemos, donde por cierto, hay escasa democracia interna y si no veamos las quejas de numerosos círculos y en el que mandan un grupo de personas muy reducido. Que además proceden de la tradición comunista leninista y troskista -muy respetables todas ellas, pero no son la nuestra- o bien vamos a construir el bloque socialista y de clase y salvar el legado de Pablo Iglesias de la destrucción a la que cuatro impresentables, cantamañas y vendidos al sistema, están destruyendo.

Un partido que reescriba el socialismo desde el siglo XXI y a su vez trabaje de forma real por la unidad de las izquierdas, aclarando previamente que sin socialistas, no habrá y valga la redundancia, unidad de las izquierdas.
Hay ya un partido socialista en marcha y en construcción Alternativa Socialista www.cli-as.or más ISI en SOCIALISTAS. Pero por tener las cosas muy claras y ser honrados planteo:

-Es legitimo irse a Podemos, si, claro. Pero quien quiera hacerlo que lo diga y deje de marear la perdiz.

-Es legitimo construir un partido socialista democrático, transformador, de clase y por el reparto. Que es en mi opinión el lugar de quien se considere socialista, crea en el socialismo democrático y este por defender la tradición socialista, desde el socialismo.

Eso si, es duro, difícil, sacrificado e ingrato y además exige enfrentarse a dos aparatos fuertes. Pero creo es la misión de las y los socialistas. Además el socialismo democrático es el futuro y personas como Corbyn, Sanders o Lafontaine nuestra ilusión y nuestra esperanza -de futuro-. Hoy estos tres veteranos son los únicos que levantan ilusiones.

¿De la Europa UE qué?

Pienso, que apoyar un gobierno del socioliberal Pedro Sanchez requiere condiciones previas. Como socialista -que no del PSOE por ser de izquierdas y republicano-, no me fío de nadie de la oligarquía socioliberal, por eso honestamente aviso. Por tanto apoyos sin más no se pueden dar así como así.

Además en este panorama, nos encontramos conque nadie habla de Europa UE. La UE y el BCE son dos elementos que nos van a condicionar terriblemente, esté en el gobierno quien esté.

Evidentemente se van a poder cambiar cosas. Derogar alguna ley y tener gestos de cercanía, pero las politicas sociales y de reparto en la UE son ilegales. Por tanto me gustaría saber que se piensa de Europa y de la UE y del euro en PSOEPODEMOS y ver que van a hacer. También con la deuda, lo de la deuda es crucial y la actitud frente al atraco de la deuda más.

Por otro lado una vez Snchez investido -pues…- pues puede haber alguna sorpresa. Deseo y apoyo un gobierno de cambio… Pero no a cualquier precio. Desde luego, lo que no se debe hacer es consentir frustración, ni engañar. En última instancia, creo que es hora de reorganizar las resistencias populares y de clase, tanto por si hubiera un gobierno de cambio real, como por si este es cercado y amilanado por la Troika.