El paro lo sufrimos las y los de siempre ¿Hasta cuando tanta resignación?

5.000.000 millones de parados y el ministro de trabajo y la ministra de economía sin dimitir. Rajoy sacando pecho, cuando las administraciones públicas del PP son campeonas en destrucción de empleo. La maldita reforma laboral solo provoca despidos de trabajadoras/es fijos e incrementa el precariado. Botín y los bancos satisfechos, pues se cumplen sus órdenes, CRIMINALES!!!

Millones de familias paradas, sin esperanza, sin poder comprar nada para sobrevivir y mientras tanto las grandes fortunas, los ricos, gastando a placer y meándose sobre nuestros cuerpos de paro y desahucio. Mierda, mentira y cobardía.

Pueblos de España, levantaos de una puta vez, dejad de admirar a pedorros inmundos en televisión y tomad el futuro en vuestras manos. Pueblo de borregos, transformaos en pueblo de leones. Vuestros abuelos hicieron la revolución de Asturias de 1934, murieron en los paredones entre 1936 y 1975, emigraron antes que sucumbir ante los señoritos… ¿y vosotras y vosotros qué coño hacéis?. Solo salir de mani cada tres meses, así nos tienen todavía.

Mentras tanto, la Merkel manda en nuestro estado y los banqueros, los capitalistas, los grandes empresarios, son felices viendo como se hace todo lo posible para salvarlos, y que nuestros esfuerzos, privaciones y pérdidas de derechos paguen su deuda. El estado español vendido al capitalismo alemán. La misma chusma oligárquica que mandó durante el franquismo, ahora nos domina. Son las mismas familias que siguen chupando de la patria y hundiéndola, porque creen que la patria es suya.

Hay que reaccionar. No hay que esperar al 20N, hay que salir a la calle ya, y salir cuando pase el 20N y demostrar que seguimos en pie, estamos en pie. Por los derechos que confiere la soberanía popular. Por la justicia fiscal. Por el reparto. Por un sistema financiero público, de todas y todos y no solo de Botín. Por la República de los y las iguales. Poneos de acuerdo de una puta vez, pero salid, reaccionad, tomad la calle.

No llores por mi Argentina… No lloremos, aprendamos

La victoria de Cristina Fernandez de Kirchner en Argentina es el triunfo popular de las políticas antineoliberales. Argentina, desde lo más hondo, se ha levantado, re-nacionalizando pensiones y servicios públicos y esenciales. Argentina fue hundida, haciendo lo que la UE y España hacen ahora, y por ser neoliberal su gobierno y hacer el dictat del FMI, al igual que el gobierno español hace ahora y hará el próximo.

Lo de Argentina ahora, les jode a neoliberales, socioliberales, la derecha y a PRISA. Argentina jode igual que Venezuela, Ecuador, Bolivia, Perú, etc. Hay que conseguir el PUEBLO UNIDO para vencer al neoliberalismo y a los neoliberales que nos arrastran al corralito social.

Tal vez haya gente que no entienda esto desde nuestro pensamiento eurocentrista, pero el fenómeno argentino surgió de la revuelta popular y de los piqueteros y madres de Mayo tras el corralito. Ahora estos colectivos sociales apoyan a Cristina, por que ejecuta -al menos en parte- políticas que ellos inspiraron y han sido capaces de influir en política. También por el apoyo de la CTA y sectores de la CGT, así como de la izquierda peronista.

El proceso argentino merece respeto. Pero en España se nos informa muy mal sobre él. Sin duda no todo es perfecto, pero Latinoamérica esta indicando caminos, y todos los fenómenos de cambio social antineoliberal parten de fuertes movimientos sociales y reivindicativos y del concepto PUEBLO UNIDO EN LUCHA. El relato lo han construido a partir de ahí: primero el pueblo en su conjunto en movimiento y después la acción política. Aunque ellos han tenido claro (humildemente yo también) que, para imponer políticas que favorezcan a las clases populares, hay que alcanzar el poder o influir mucho sobre el.

En el estado español es importante el aprender lo positivo de los pueblos de Latinoámerica, pues parten de nuestras mismas imposiciones neoliberales, y aplican contra ellos politicas ultraliberales de libro. Por eso, no llores por mi Argentina, sino apoyáme en mi lucha.

¿Hay víctimas de primera y de tercera?

Cuando un grupo de generales monárquicos, reaccionarios y ultra católicos, apoyados por las derechas de la CEDA, los carlistas y las escuadras fascistas de Falange Española de las JONS dieron un golpe de estado, la Republica y el pueblo se defendieron y resistieron. ¿O es que, me pregunto, se tenían que dejar liquidar como corderos?

La guerra, fruto de una intentona militar fracasada, fue una consecuencia no deseada de la resistencia de los demócratas frente a los autoritarios que devinieron en totalitarios y acabaron tras la derrota de la democracia republicana y constitucional, fusilando y encarcelando injustamente a cientos de miles de hombres y mujeres. Condenados y ejecutados por “jueces” militares de carrera, y siguieron siendo ejecutados y encarcelados por jueces igualmente de carrera y por oposición, tras los primeros años de martirio popular. Estos jueces y militares profesionales condenaron, encarcelaron y fusilaron hasta 1975, ojo, no olvidemos ese dato.

Acabada la dictadura en la dictablanda y luego en la transición, se obligo a las victimas al silencio y el olvido. Se les obligo a perdonar –de hecho, la mayoría lo habían hecho ya– pero sobre todo se les ninguneó y jamás se les dio ningún trato de favor ni privilegio por haber sido encarceladas durante años, es decir secuestradas y metidas en zulos carcelarios contra su voluntad, o bien fusilados, es decir asesinados hasta 1975. Sus hijos, maridos, esposas, hermanas, parejas o padres no recibieron consideración pública alguna. Nada. Nadie.

Esas víctimas siguen siendo impunemente ignoradas. El asesino de Franco sigue siendo respetado por partidos políticos legales y políticos en activo. Hay quien considera que en los años cincuenta, sesenta, setenta del siglo pasado había estado de derecho en España y se queda tan pancho. Las oposiciones de la dictadura corrupta, enchufista y gris que sufrimos, no las cuestiona nadie. Jueces franquistas fueron tribunal de oposición de jueces ya en democracia. Generales de Franco mandaron en el Ejército hasta hace pocos años. La Oligarquía económica, ese capitalismo rentista y especulador que las oligarquías de la banca y el ladrillo representan al pie de la letra, son las mismas oligarquías que hoy nos dominan. Las mismas familias poderosas -más algún advenedizo- que han causado la crisis actual, nos siguen mandando hoy.

Esta situación se debe saber en las asambleas de 15M, pues no es posible una recuperación y regeneración democrática sin saberlo, sin tenerlo en cuenta.

Las viejas banderas republicanas que comienzan a ondear cada vez más en las manifestaciones de indignados e indignadas, son la expresión del periodo más limpio, participativo y culturalmente avanzado que ha habido en la historia política del estado español.

La Constitución de la II República, una de las primeras constituciones sociales del mundo.

Mientras, las víctimas del terror franquista siguen mudas, primero a culatazos, después a ostias y ahora con indiferencia y olvido. Nunca debe haber victimas por imposiciones políticas, negando los derechos del otro. Todas las victimas ni son iguales ni tienen las mismas motivaciones. Un verdugo, un torturador, un alto cargo de una dictadura criminal, por favor, no es una víctima.

La paz, la libertad y la justicia, con respeto a todas y todos es lo mejor. Pero nunca hay paz, sin justicia y nunca hay justicia sin libertad.

Que no nos roben la historia, que no nos roben la posibilidad de construir un mundo nuevo. Pero sepan las asambleas, los grupos de trabajo y las y los manifestantes del 15M, que una bandera tricolor en una manifestación es un acto de dignidad, reparación y de exaltación de la libertad. Es un sueño de un mundo mejor. Es el símbolo no de la izquierda, sino de un pueblo. Es una bandera popular que alzaron liberales de la época, socialistas, comunistas, obreros, mujeres que consiguieron el voto por primera vez y las clases populares que soñaron y que cientos de miles de ellas y ellos acabaron siendo secuestrados, asesinados, golpeados, insultados y ahora ninguneados y ninguneadas.

El 15 de Octubre un paso más, un nuevo reto contra el corralito social

El 15 de Octubre ha sido un éxito, primero porque el empeño de DRY -y es de justicia señalarlo- en articular una respuesta global ha dado resultado. Ha sido una acción mundial.

En el estado español ha sido además una acción de masas, de grandes conjuntos de ciudadanas y ciudadanos en las calles de ochenta ciudades, lo que arroja cifras millonarias de participantes. Tanta participación que los medios corporativos de “información” y las empresas periodísticas no se atreven a dar cifras.

El éxito ha sido garantizado por la confluencia del 15M en el que todas y todos participamos. Ha confluido con DRY, con numerosas fuerzas sociales y ciudadanas, con ATTAC, con nuevas formas transversales y socio-políticas como las Mesas Ciudadanas de Convergencia, sindicatos de clase no mayoritarios, la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, y movimientos estudiantiles y juveniles, así como bases sindicales de los grandes sindicatos, y en especial de sectores de trabajadores en lucha por la defensa de los servicios públicos, junto a miles de personas anónimas indignadas y hartas.

El buen desarrollo y participación en la acción ha sido igual al desprestigio de la política convencional y de sus profesionales. El rechazo y odio popular a la banca, merecidísimo y ganado a pulso, indica que los pueblos del Reino de España no están dispuestos a tolerar la salida a la crisis que la alianza de las oligarquías políticas y bancarias están propiciando.

Cierto que no todas y todos los políticos de este estado forman parte de estas oligarquías, pues aclaro que en ellas solo meto a los que tienen poder real, y gracias a una ley electoral fraudulenta se turnan en el gobierno.

Ahora la reflexión, creo, no debe ser aquello del éxito, sino sobre cual será la próxima, pues los oligarcas -en especial el poder financiero- seguirán golpeándonos y obligando a ejecutar políticas que ellos imponen, consistentes en hacernos pagar la crisis a base de impuestos indirectos, paro, recortes en los servicios públicos, abaratamiento de los despidos, laminación de los sindicatos, precarización del empleo y privatización de todo en lo que ellos quieran comprar y puedan obtener beneficios. El corralito social está servido.

Tras esta lucha, el PP habrá tomado nota –pues pronto gobernará-, y ahora toca criminalizar, hacer campañas de intoxicación masiva, desprestigiar y luego reprimir. Por eso hemos de articularnos mejor y prepararnos para una dura resistencia.

En mi modesta opinión, es imprescindible establecer una amplia y participativa RED DE CONVERGENCIA SOCIAL para buscar aumentar las alianzas, fuerzas y sectores en lucha, para una acción conjunta y común socio-política. Sé que esto es difícil, pero no nos queda otra, y si no de aquí a veinte meses hablamos. Pero de forma nueva, con ojos nuevos, con los ojos del 15M, del 15O, de las cientos de miles de personas jóvenes que, sin experiencia y por tanto sin lastres, se han incorporado a la lucha y nos han enseñado tanto.

También puede favorecernos el panorama internacional. Esto tal vez es muy complejo para un reducido artículo, pero lo que está agudizando la crisis es el choque que está dando lugar a un nuevo sistema-mundo, que diría Wallerstein, y que debe ser tenido en cuenta. La crisis de la Unión Europea se va a agudizar, la pobreza aparecerá con mucha potencia en Europa, en los EE.UU y la guerra económica y comercial entre los emergentes y los decadentes –nuestros estados occidentales- se recrudecerá. Esto obliga a que nosotros los pueblos de Europa, no caigamos en este fuego cruzado y por tanto busquemos alianzas intercontinentales y continentales entra los pueblos del planeta, organizaciones populares y laborales e instancias antineoliberales del mundo.

Titánico esfuerzo. Cierto. Pero a nosotras las desahuciadas, los parados, las excluidas, los trabajadores precarios o inseguros, las y los estudiantes sin futuro, los autónomos arruinados, las jubiladas, los pobres, las y los funcionarios que pronto serán despedidos, a nosotras nadie jamás nos regaló nada.

Termino. En Europa, y en el estado español en particular, se nos está imponiendo un plan tipo del FMI, una terapia de shock, de las magníficamente descritas por Noemi Klein. Se nos está haciendo lo mismo que a Argentina hace doce años. Se nos está liquidando lo que de civilización europea queda; es decir, el estado social ¿Cuál será nuestra respuesta? ¿Seremos capaces de reaccionar como los pueblos latinoamericanos y recientemente los del norte de África? Aquí la dictadura existe ya y es la de los mercados.

Con las cosas de comer, no se juega.

Tenemos veinte billones de razones para salir a la calle el 15 de Octubre

Según cifras oficiales, en el mundo, desde que estalló la crisis financiera que provocaron las hipotecas basura – entre otros asuntos- se han gastado los estados y los organismos públicos económicos no menos de veinte billones de dólares en rescatar y recapitalizar bancos e instituciones financieras, en su inmensa mayoría privadas.

Solo en Europa, Durao Barroso, reconoce 4´5 Billones de Euros. Se supone que más, pues en muchos lugares como España, se han utilizado formulas disimuladas de recapitalización, mediante supuestos préstamos del FROB , exenciones fiscales etc. etc.

Lo cierto es que se ha gastado muchísimo más en apoyar la banca privada en el mundo en general, pero de forma muy especial en el llamado primer mundo, en las potencias centrales, que en los objetivos del milenio, los de 2015, según el programa aprobado por las Naciones Unidas, para acabar con el hambre en el mundo. Pero es que la ridículamente definida como comunidad internacional, es decir las potencias centrales, están liquidando a pasos agigantados los estados del bienestar y empobreciendo a sus poblaciones, que asisten tan atemorizadas como despistadas y manipuladas al cambio de un sistema-mundo que se les escapa. La reacción en Europa, es asirse a la soga conservadora, reaccionaria, derechista y aún más neoliberal que al inicio de la crisis de 2007, la misma soga que les asfixiará.

En el reino de España, los bancos como hemos escrito han recibido capital público. Las Cajas de Ahorros en serías dificultades por apoyar, como todo el mundo con algo de espíritu de lucro, la burbuja inmobiliaria, fomentada por los gobiernos Aznar y no corregida, ni evitada por los gobiernos Zapatero, han sido privatizadas por la gran coalición de facto, para temas importantes del PSOE y el PP.
Las Cajas bancarizadas, en algunos casos como Bankia, son ya auténticos bancos privados, pues cotizan en bolsa. En lugar de crear un sistema financiero público y retener para el estado y el bien común, Cajas nacionalizadas estas han sido o están siendo recapitalizadas y vendidas a posteriori. Los gurús neoliberales de la economía española que viven de fundaciones pagadas por bancos privados, están contra la banca pública, el PP está contra la banca pública, Rubalcaba está contra la banca pública. Los pueblos de España, las Pymes, la economía social, las familias necesitan la banca pública, pero a las clases populares nadie las rescata, es más financian ellas las recapitalizaciones bancarias. Por eso hay que salir con fuerza a las calles el día 15 de Octubre.

Nadie nos regala nada a las clases populares y trabajadoras. Por eso estamos reconstruyendo nuestros instrumentos de lucha de lucha y dotándonos de nuevos. La ciudadanía precaria y/o machacada sale en protesta. El sujeto colectivo camina hacía su empoderamiento, pero se nos pondrán obstáculos y fuertes, por eso en la lucha debemos forjar alianzas de resistencia y resortes de las clases subalternas, de los de abajo, los sin futuro para buscar nosotros y nosotras nuestro futuro, que en mi opinión no pasa por apoyar opciones neoliberales ya fracasadas.

El día 15 de Octubre, debemos tomar moral, saber que no estamos solas y solos y seguir reivindicando, más y mejor democracia. Soberanía popular. Poder popular. Fuerza y resistencia de las clases subalternas, de los pueblos, frente a los explotadores, chupones, especuladores, banqueros, ricos y gobernantes a su servicio, en el mundo, en Europa, en nuestro estado, región o ciudad.